Muslos de pollo rellenos de espinaca, ricota y nueces

La versatilidad del pollo permite crear un sinfín de recetas para complacer a todos los gustos mediante su combinación con cantidad de ingredientes. En esta oportunidad se fusionará con la frescura de la espinaca y las texturas opuestas del ricota y las nueces, arrojando como resultado unos ricos muslos de pollo rellenos de espinaca, ricota y nueces.

Ingredientes:

  • 4 muslos de pollo grandes
  • 1 atado espinaca
  • 200 gr de ricota
  • 4 nueces enteras deshuesadas
  • 2 cucharadas queso crema
  • Un poco de perejil fresco
  • Sal, pimienta, nuez moscada (cantidades necesarias)
  • Miel, salsa de soja , naranja y triple sec

Procedimiento a realizar:

1. Para el relleno: blanquear la espinaca, escurrirla y picarla para mezclarla con la ricota desgranada y las nueces finamente picadas; aderezar con un toque de sal, nuez moscada y perejil fresco perfectamente unido con las dos cucharadas de queso crema. Reservar.

2. Se procede a abrir los muslos por la zona más fina, deshuesar y salpimentar. Cuidando de dejar 1 cm libre en cada extremo que facilite el cierre, se toma con la mano el relleno y se coloca a lo largo del pollo abierto. Se enrollan y cierran con ayuda de escarbadientes (4) para conservar la forma.

3. Una vez que se tengan todos armados se procede a colocar al fuego un poco de aceite en una sartén para sellar bien – el punto exacto es cuando la piel del pollo este dorada- en una asadera se lleva al horno con el mismo jugo que generó en la sartén, pero sólo un poco, pues es necesario dejar también en la misma para caramelizar al final. La duración en el horno es de aproximadamente 20 minutos.

4. Acto seguido de que se verifique la cocción se reintegran los muslos a la sartén donde se le agregan además las dos cucharadas de miel, una cucharada de jugo de naranja, dos cucharaditas de salsa de soja y 50 cc de triple sec al jugo guardado.

5. Servir preferiblemente con una ensalada fresca de repollo blanco, lechuga crespa y tomates cherry.

Muslos de pollo con hinojo

A pesar de que la mayoría de las personas prefieren utilizar las pechugas al momento de probar recetas nuevas de pollo, lo cierto es que sus muslos concentran aún más sabor y son ideales para fusionar perfectamente con otros ingredientes que permitan alcanzar platos dignos de un chef, tal como en este caso, pues nunca estarán de más unos Muslos de pollo con hinojo.

Ingredientes (4 personas):

  • 8 muslos de pollo
  • 1 bulbo de hinojo
  • 3 dientes de ajo
  • 4 papas grandes
  • Media cucharadita de pimentón picante
  • 1 cucharadita de tomillo
  • La ralladura y el jugo de una naranja grande
  • Aceite de oliva extra virgen
  • Vino blanco
  • Sal y pimienta negra molida

Preparación:       

En una cacerola se agrega un generoso chorro de aceite de oliva extra virgen al cual una vez caliente se introducirán  los muslos de pollo para cocer hasta que empiecen a dorar, en ese momento se incorporan los dientes de ajo y el bulbo de hinojo previamente troceados, integrando bien y removiendo constantemente hasta que juntos tomen color.

Se continúa salpimentando, agregando el tomillo y el pimentón picante, mezclando un poco antes de adicionar el jugo y la ralladura de la naranja, un vaso de agua y vino blanco hasta que queden las piezas de pollo bien cubiertas con los líquidos. Se deja cocer a fuego medio hasta que la salsa reduzca. Durante ese tiempo se pelan las papas y se cortan en rodajas que serán saladas y freídas a temperatura baja.

Llega el momento de servir, por lo que primero se debe disponer en un plato las papas en el fondo y  encima colocar los muslos con la salsa. Un excelente complemento para acompañar puede ser un arroz blanco aromatizado con pimentón rojo.

Nota: Si se quiere que la salsa quede cremosa se puede perfectamente batir; en caso contrario se sirve con las verduras enteras.